Energía femenina y masculina⁠
en tu negocio y vida⁠

Hace años… una frase recurrente era: “yo es que…no soy de números”, incluso en algún momento me he planteado…”realmente mi ambición, querer ser exitosa… puede ir de la mano de ser espiritual, buscar paz interior y reconocerme luz infinita?”, o incluso… verme en la situación de: quiero manifestar x dinero al mes o este mes, pero no quiero mirar ni mi banco, ni mis facturas, ni mis impuestos…”qué rollo”⁠

Bella, no hay equilibrio si omites una parte de ti, la energía femenina y masculina danza por y para ti, en tu interior, en tu corazón, se refleja en la luz que somos, en la tierra que nos sostiene, somos cielo y somos tierra, somos dirección y somos creación, somos acción y recepción, somos sostén contenedor y somos caos y expansión, somos estructura y somos fluidez, somos TODO⁠

Piensa en lo femenino como una infusión, té o café y el masculino como la taza, se necesitan el uno al otro para ser una bebida completa y deliciosa⁠

Si quieres manifestar: enfoca, visualiza, toma acción dirigida y alineada y también, ábrete a recibir, siente cómo te sentirías una vez que lo logres, cuídate en el proceso⁠

Si quieres aterrizar ideas: enfoca tu tiempo y energía: cuánto tiempo quieres invertir, cuánto dinero quieres generar y ábrete a recibir inspiración: de todo lo que sé, de todo lo que soy qué me gustaría entregar al mundo y crea, con confianza y tierra⁠

Si quieres comunicar: crea una estructura, un esquema o guión, cuídate, recuerda todo el poder que habita en ti, ábrete a recibir inspiración y fluidez para compartir tus palabras nutricias, tu emoción y tu ser y dirige la conversación desde tu masculino⁠

A veces, las cosas pueden ser más fáciles, si en vez de resistirnos a lo que somos, nos abrimos a que nuestra energía femenina o masculina tome el timón⁠

Si quieres crear, apoyar, compartir, nutrir, intuir: utiliza tu energía femenina⁠

Si quieres enfocar, confiar, dirigir, tomar decisiones: tu energía masculina⁠

La suma, es poderosa⁠

Tú eres poderosa⁠


PD: Gracias Nala por esta foto: por ser enfoque, por ser visión, gracias por permitirme ser nutrición y ser disfrute